lunes, 24 de abril de 2006

Status Quo: ego bullshit

Seguir soñando barbaridades no se vuelve algo indeseable.
Contrario a lo que el ser humano pro piense, soñar algo que en la realidad niegas a admitir que deseas te hace llegar a otros niveles de imaginación... te preguntas: ¿y que pasara si?... ¿podra ser esto posible algun día? ¿que significa esto? ¿deseo esto? y tanta otra que al final te quedas pensando mientras tomas un baño que quieres sentir, si tuyas o volver al sueño en que tuviste cerca al... sueño.
La ilusión del recuerdo roto que comente en un tiempo preterito muy parecido a hoy hace unas 23 horas ya no pesa tanto en mi cabeza, pero no porque escuchar las canciones enviadas no produzca aún esa melancolía que deja cada foto, cada recuerdo que tengo del trasandino, sino porque el recuerdo del sueño está más fresco, más inmediato, más cerca de la piel... creo incluso sentir su aroma, su voz, su pelo... ¿jorobas? si, puede ser... después de todo he visto el flog más veces de lo normal...
Ahora algunos hacen el papel del juego sucio... mezcla de alegorías, el ego partido pues el estatus quo debe mantenerse como tal. Ego bullshit, ego amate, egolatría... dónde está egolatría?
Extraño... preocuparme sólo. No por mis sueños, no por los besos que distraen del diseño de circuitos, no por amores pálidos y silenciosos, si bien no fantasmas, que veré hoy dentro de unas horas. Tal vez.
Tal vez no sino el padre, aquel que con segundo friederick falso se hace cambiar de país para llegar más lejos.
Tal vez revelo en este post demasiado de mi y muy poco. Tal vez una vez más detenga en este espacio y diga ¿qué mierda? yo digo, así como una vez, que es siempre un gusto escribir. Él, como con esa sonrisa mágica dijo una vez, se alegró (...)de no saber quién soy en realidad?
Afortunadamente jamás llegó. Lo distrae. Eso significa? Uno se queda sólo y otro con el ratón. Antes de que se pudra? Esos ojos... Esos enormes ojos desde siempre... ¿Por qué no están observando ahora? O mejor aún. ¿Por qué tan intensamente?