viernes, 29 de octubre de 2010

El Valle de las Ballenas

"(...) Pero los desiertos egipcios guardan secretos mucho más antiguos que la civilización de las pirámides, secretos evolutivos que quedaron allí enterrados hace más de cuarenta millones de años, cuando las áridas tierras del desierto de Wadi Al-Hitan eran los lechos marinos del mar de Tethys."
 (fuente: Tejiendo el Mundo)

Cuando era niña, soñaba con ser Paleontóloga. Alucinaba con cada programa de fósiles que veía en el Discovery Channel, que era el único canal cultural que llegaba en ese tiempo. Me sabía los nombres de al menos 10 dinosaurios diferentes cuando las niñas de mi edad con suerte conocían a Denver (en serio, nadie sabía lo que era un T-Rex) y realmente me veía en una excavación limpiando huesotes milenarios con una brochita de 5cm. Me veía con el típico short y sombrero beige que siempre usan los paleontólogos, me veía viajando por todo el mundo, me veía descubriendo al eslabón perdido entre las aves y los dinosaurios...

Entonces, ¿qué pasó? ¿Dónde quedó todo eso? ¿Por qué dejé que me mataran también este sueño antes de intentarlo? Creo que tenía el derecho a fallar. que tenía ese derecho.

Y ahora, por culpa de lo débil que fui, al igual que las ballenas del mar de Tethys, mis sueños no son más que restos en un desierto (que parece que jamás volverá a ser lo que un día fue).