sábado, 23 de octubre de 2010

Real men - Thunder

No sé si será el efecto de tanto tipo bajo en testosterona con que me he topado a lo largo de la vida o de pensar tanta cochinada mientras miro a Robert Downey Jr, Till Lindemann y otros, pero tras el período de soltería en que estuve hasta hace poco, lo que yo buscaba era un hombre de verdad. Macho, bruto, con buenos músculos, alto en testosterona, atractivo, malo cuando corresponde, pero un siete conmigo. Que fuera noble, que tuviera algo que aportar en mi vida; que fuera inteligente, interesante, sencillo, chistoso, no tan caballero... En resumidas cuentas el típico príncipe azul, pero en versión rockera musculosa.

Me parece que no es mucho pedir; siento que me merezco al hombre de mis sueños y yo siendo un poco ruda, necesito un hombre que sea realmente un macho; un hombre de verdad que sin dejar de lado mi propia personalidad me hiciera sentir como una princesa de cuentos y no como la que tiene que agarrarse a puñetes con los malos.


Esta es sólo una de las razones por las que sé que él, mi amor, Thunder es el hombre perfecto para mi. Él es todo lo que buscaba, pero en versión mejorada. Él es mi hombre, mi macho, mi todo.

Mi trueno.